Área de Géneros e Inclusión Deportiva

Contexto general

La igualdad entre hombres, mujeres e identidades diversas, constituye un eje central para avanzar en la promoción del desarrollo humano y los derechos humanos, en especial si se tiene en cuenta las particularidades del contexto argentino actual.

En un momento histórico en el que la existencia de espacios de paridad resultan claves para que todas, todos y todes gocen de la plenitud de sus derechos, el deporte debe llevar adelante un trabajo comprometido que asegure dichas oportunidades.

Sobre la perspectiva de género

Resulta fundamental la creación de espacios que promuevan la equidad entre los géneros, que contribuyan a la reducción de todo tipo de violencia, que impulsen el respeto por las diversidades sexuales y entre pares, y que gestionen el abordaje de las distintas problemáticas sociales y culturales que se presentan.

La incorporación de la perspectiva de género en la totalidad de las relaciones, se manifiesta no solo como esperable sino como reclamable a todas las organizaciones que aspiren a ser protagonistas.

En el marco de la implementación de la Ley Micaela como norma que establece la obligatoriedad de capacitaciones en la temática de género y violencia contra las mujeres para todas las personas que integran los tres poderes del Estado, consideramos fundamental la adhesión a dicha ley, para incrementar la sensibilización sobre las distintas problemáticas y propiciar su abordaje integral.

Sobre la discriminación

Vivimos en una sociedad donde millones de personas resultan excluidas por su condición social, económica, cultural, religiosa, de raza, su discapacidad, su identidad de género, entre otras.

Es por esto que accionar en pos de promover la igualdad en la diversidad, erradicar prejuicios y estereotipos estigmatizantes, y prevenir, reparar, sancionar y eliminar todas las formas de discriminación, resulta fundamental.

Resguardar el derecho de las personas a una vida libre de violencia implica evitar toda forma de discriminacion y condenar los estereotipos y prácticas basadas en conceptos de superioridad/inferioridad y o dominación-subordinación.

Con el crecimiento de los movimientos que visibilizan las desigualdades que sufren los distintos colectivos en la actualidad, las instituciones se problematizan desde diferentes perspectivas (como las sociales, políticas, culturales y deportivas) los modos en los que se relacionan y los vínculos que se generan.

En este contexto, los clubes deportivos fueron incorporando Subcomisiones de Géneros e Inclusión para atender necesidades poniendo en el centro del debate la importancia de la temática en los espacios institucionales y deportivos.

Depo Viedma en camino


El proyecto del Deportivo Viedma nació en 2009, bajo la denominación de Alianza Viedma. Desde entonces, el club ha participado sin interrupciones de las categorías de la élite del básquet nacional.

El club fue creciendo a lo largo de los años, y con el empuje de los socios, socias y referentes, un trabajo cada vez más comprometido con la sociedad en la que se desarrolla. Este empuje hizo que desde la Comisión Directiva se le dé lugar a otras disciplinas como Básquet y Voley femenino y patín. Este año, inició con proyectos de Hockey masculino y femenino de mayores y menores, y la escuelita de básquet mixto.

Como club deportivo, la institución cumple un rol social al que intenta día a día responder a través de sus proyectos. Encuadrado en esto, es que surge la necesidad/interés de trabajar desde la Comisión Directiva en temáticas referidas a la inclusión, socialización, perspectiva de género, y distintas problemáticas que atraviesan las áreas deportivas.

Como institución deportiva comprometida con la comunidad, transformar una sociedad jerárquica, violenta, y discriminatoria en una sociedad solidaria y respetuosa de la autonomía y dignidad de todas las personas, sean estas mujeres, varones o identidades disidentes debe estar entre sus objetivos principales.

La juventud del Deportivo Viedma resulta clave para ser líder en la incorporación de herramientas idóneas en pos de prevenir, contener y reducir la violencia de género en particular y cualquier tipo de manifestación que pudiera devenir en actos discriminatorios o propensos a estimular de cualquier manera, desigualdad por cuestiones de género.

Enfrentar procesos de transformación cultural encaminados a la democratización real de la sociedad involucra a varias generaciones, por lo que requiere de la convicción, permanencia y compromiso de la comunidad deportiva.

Palabras con sentido

Uno de los conceptos que conforman la identidad de esta área es la de géneros, en plural, ya que existen múltiples géneros porque hay muchas formas de autopercibirnos y sentirnos, que aportan a la construcción de una humanidad diversa y democrática.
En la diversidad, debe primar el respeto por los derechos y el bienestar de todas las personas. Esta diversidad implica sabernos sujetos únicos y valiosos.

Integración e Inclusión deportiva

El área busca promover la equidad entre los géneros, la reducción de todo tipo de violencias basada en las desigualdades y el respeto de las diversidades. Asimismo busca reconocer la importancia de abordar la articulación entre géneros, la integración, el deporte y la comunicación.

Además, se buscará generar cambios en la actuación ante diferentes situaciones para promover la inclusión deportiva con la intención de generar y propiciar oportunidades y afianzar los derechos vinculados a la práctica del deporte.

Trabajar para fomentar y fortalecer las ideas relacionadas al respeto de las diferencias, el reconocimiento de la diversidad como condición natural de cada persona, tanto en el aspecto deportivo como en las relaciones diarias que contemplan la vida institucional del club.